Una vez tenemos los asientos y la moqueta desmontados, ya podemos ir quitando el tapizado del techo, salpicadero cableados…etc.

Tapizado del techo.

Para quitarlos debemos sacar todos los embellecedores de plástico. Que van colocador por los laterales y por la parte central. Tirando de ellos salen fácilmente. Siempre con cuidado de no romper nada. También tendremos que sacar los parabrisas, delantero y trasero, porque el tapizado va pegado todo por los bordes donde van colocados.

Cuando tenemos eso sacado, podemos empezar a despegar cuidadosamente los extremos. Por el centro, el tapizado lleva unas varillas cosidas que van enganchadas a presión el la carrocería. Las sacaremos y listo. En nuestro caso al estar equipado con techo solar, tenemos a mayores que despegar por el bode del hueco.

Si lo sacamos bien y sin romper le sera mucho mas fácil al tapicero que podrá marcar el nuevo tapizado por el que acabamos de sacar.

Tapizado del techo a medio desmontar.

Salpicadero.

Es una de las piezas mas laboriosas de sacar del interior de un coche. Para liberarlo deberemos sacar el volante, cuenta kilómetros, llave de luces…Para quitar el volante solo debemos quitar el embellecedor con el emblema, (que sale fácilmente tirando de el) y una tuerca que lo sujeta.

Luego quitaremos el cuenta kilómetros que esta encastrado a presión.  Tendremos que ir pinzando muy despacio para no marcar los plásticos con el destornillador. Una vez sacado solo tendremos que desenchufar las fichas de corriente, el cable del cuenta kilómetros y listo.

Después sacaremos las llaves de luces, el tirador de desbloqueo del freno de mano. También tendremos que liberar los mandos de la calefacción y sacar la guantera. Una vez hecho eso, quedaran debajo de la guantera el cuenta kilómetros y los mandos de la calefacción tres tornillos de seis. Los sacaremos  mas los tornillos de estrella que tiene en la parte inferior.

Ahora estará suelto completamente, solo falta sacarlo con cuidado y no rayar ni estropearlo por las prisas.

Parte trasera del cuenta kilómetros.

Cableado.

Cuando ya tenemos el coche sin la moqueta y sin el salpicadero, nos quedan un montón de cables y de tubos.  Deberemos recordar muy bien de que son y por donde van colocados. Empezaremos a desenganchar de las grapas los cables de los faros trasero, cables que llegan al deposito de gasolina..etc.

Iremos pasándolos hacia la parte delantera del coche. Cuando lleguemos a donde estaría el cuadro de instrumentos, nos encontraremos con un manojo de cables muy grande. Los pasaremos despacio por un pequeño hueco en la parte izquierda, para acabar sacándolos todos hacia la parte del motor. También tendremos que sacar unos tubos, que son los encargados de trasportar el aire que mas adelante explicaremos para que sirven.

 

Ahora solo nos faltarían desmontar pequeñas piezas como la palanca de marchas, el mecanismo del freno de mano, algunas grapas y tenemos la parte interior lista par limpiar y empezar a reparar.

 

 Paso siguiente